21 octubre, 2017

Header-El Plantel 728×90
Header-El Plantel 728×90
Ramiro Arnedo cabecera

Los tomates que salvarán el mundo

FRONTPAGE-DIVISOR 8- logo-728×90

Imagínense poder afirmar en cualquier país del mundo a cualquier persona lo siguiente: “Si comes  nuestro tomate, estás salvando el planeta”. Así fue como terminó Juan José Amate, Director de Sostenibilidad a Medida, este viernes noche su ponencia  ‘Construyendo una estrategia de sostenibilidad para la agricultura intensiva de Almería: Hace, Medir y Contar’.

Crónica de Ana Rubio.- Ardua tarea para llegar a ese objetivo si  a día de hoy estamos haciendo todo lo contrario, literalmente nos estamos ‘comiendo’ el planeta, ya sea en términos de alimentos, minerales, recursos naturales, contaminación de la atmósfera, etc; mientras la población mundial sigue aumentando. “Nos estamos auto-fogocitándonos”, decía Juan José Amate, en la jornada técnica organizada por la CASI en la Universidad de Almería.

Juan-José--Amate,-Miguel-Angel-Vargas-y-Francisco-Areal-
Los ponentes Juan José Amate y Francisco Areal con Miguel Vargas, presidente de CASI.

Para frenar esta gula es necesario plantearse un cambio en el eje de la sostenibilidad, en el que hay que abordar diferentes aspectos, con un enfoque distinto hasta el que se ha llevado hasta ahora, un proceso lento al que es necesario darle inicio ya.

Aseguraba Francisco Areal, Doctor en Economía Agraria y de la Alimentación, que el aumento del impacto medioambiental global no deriva de más superficie, pues crece la producción pero no la superficie agrícola, sino que el exceso de nutrientes puede llevar a la contaminación del suelo, del agua y del aire.

“La producción se ha incrementado contribuyendo a la reducción del hambre y a la mejora nutricional”, esgrimía Francisco Areal, en su ponencia ‘El papel del agricultor en la Sostenibilidad’.

América del Sur y África han duplicado su producción, EEUU la ha incrementado, mientras que Europa ha reducido un 20% su producción en la última década debido a que ha disminuido el suelo agrícola.

El cambio necesario de sostenibilidad, a día de hoy está siendo liderado por las empresas, nos contaba Juan José Amate. Un ejemplo, la cooperativa CASI, la cual ha organizado sus II Jornadas de Agricultura Sostenible e Igualdad siendo  consciente de la necesidad de ese cambio hacia la sostenibilidad; por ello lleva desde un tiempo apostando por la agricultura orgánica;  así como también ha apostado por las políticas de  responsabilidad social corporativa (RSC).

Cada vez más oímos el término sostenibilidad social, estrechamente relacionado con la equidad de género. Donde la mujer desempeña un importante papel en el sector agrícola,  siempre lo ha hecho, y tanto su compromiso como su sensibilidad son aspectos determinantes para gestionar la sensibilidad.

II jornadas sobre Agricultura Sostenible e Igualdad
II Jornadas sobre Agricultura Sostenible e Igualdad

“Mujeres y hombres sumamos en la agricultura”, sostenía Teresa López, presidenta de FADEMUR. Con este lema, Teresa López exige que los derechos de las mujeres agricultoras sean reconocidos y dejen de ser vistos y aceptados como ayuda familiar. Ese reconocimiento formaría parte del inicio del cambio de sostenibilidad en el modelo de agricultura familiar.

Según la FAO, si las mujeres y los hombres estuviésemos en igualdad de condiciones en todo el mundo, habría 150 millones de personas menos que pasarían hambre.

Ponencia deTeresa Fernández
Ponencia de Teresa López, FADEMUR

Francisca Iglesias, UPA
Francisca Iglesias, UPA

Hacia un nuevo concepto de sostenibilidad

En la actualidad, explicaba Juan José Amate, cuando hablamos de sostenibilidad lo asociamos a ‘eco’, tanto que está presente en nuestro día a día en productos tan singulares como ecotarifas, ecohipotecas, ropa eco, se puede decir que a la palabra ‘eco’ le falta fuerza, confianza y ha perdido valor; evidentemente porque Pirámide-se-sostenibilidadel enfoque  ha estado centrado en la riqueza, la parte superior  de la pirámide de la sostenibilidad. El cambio que necesita la sostenibilidad está en darle un nuevo enfoque diferente al actual. Trasladado a nuestro sistema productivo agrícola debemos prestarle mayor protagonismo a la base de la pirámide que son la personas y el planeta, no siendo únicamente el factor económico motivo de las decisiones. De esta forma podemos conseguir el equilibrio, acercarnos a él, conjugando empresas, sociedad y medio ambiente.

La sostenibilidad no debe verse como una barrera empresarial, sino como una oportunidad de negocio, ya que es lo que cada día más demanda el consumidor, comunidades que respaldan a empresas con modelos sostenibles regidos por unos valores,  con un propósito, con compromisos y acciones.

El ‘modelo Almería’, ¿es el más sostenible? Lo es, si atendemos al trabajo que se realiza dentro del invernadero. Pero, ¿y la economía circular, desde que se produce hasta que llega el producto al consumidor?

II-Jornadas-sobre-agricultura-sostenible-e-igualdad-3

II-Jornadas-sobre-agricultura-sostenible-e-igualdad-5 II-Jornadas-sobre-agricultura-sostenible-e-igualdad-4

Almería debe alcanzar un modelo sostenible único y específico, y para ello debe abordar los siguientes aspectos:

Descarbonización

Huella-de-carbonoCada invernadero es un fábrica de disminuir CO2 por la fotosíntesis que realizan las plantas de su interior; sin embargo, debemos tener en cuenta el transporte utilizado para llevar a destino la producción, los plásticos, los envases, la fabricación de estos, etc.

Debemos depender cada vez menos de todo aquello que genera emisiones de CO2, un gran reto.

Agua

Almería sabe muy bien como optimizar el agua, y mejora día a día su aprovechamiento con las nuevas tecnologías. Por tanto sin duda alguna, un factor de competitividad sería informar sobre la huella hídrica de los hortícolas producidos bajo los invernaderos de Almería, es decir el agua utilizada para cada kilo de tomates, de pimiento, de pepino etc.

Residuos

Envases sostenibles
Envases sostenibles

Otro de los aspectos donde se debería abordar la sostenibilidad.  Como prioridad sería empezar por los envases, utilizar los que sean biodegradables o evitar envases de plástico. Habría que motivar y animar al reciclaje de los envases de plástico, pues hay una falta de valor en ese gesto. Una forma sería mediante el incentivo, ver que esos envases que se reciclan sirven para algo, pues la percepción que se tiene es que no estamos seguros del lugar en el que acabarán.

Equidad

Se debe abordar la equidad en el reparto de la propiedad  tanto del hombre como de la mujer, por ejemplo, las explotaciones  de titularidad compartida de las que habló Teresa López, presidenta de FADEMUR.

Una de las fortalezas del ‘modelo Almería’ es su propiedad distribuida,  es decir, basada en un modelo familiar, representado por más de 22.000 agricultores. Su elevado número dificulta la unión así como el llegar a acuerdos, siendo la desunión que a veces se observa la mayor debilidad de este modelo.

Biodiversidad

Almería, con un entorno natural único, ha logrado alcanzar el equilibrio entre naturaleza y agricultura.

Al final de la jornada CASI quiso reconocer la labor de aquellos profesionales comprometidos con la Sostenibilidad y la Igualdad. Muchos los merecedores de tales distinciones, aunque en esta ocasión se quiso tener una deferencia con tres profesionales.

M.-Inmaculada-Idañez-Vargas
Inmaculada Idañez Vargas, por su trabajo en el ámbito de la Igualdad de las Mujeres Rurales.
Agricultores implicados en la sostenibilidad
Juan Giménez Borbalán, por su labor en el entorno de la sostenibilidad
William Golden, también por su compromiso con la sostenibilidad
William Golden, también por su compromiso con la sostenibilidad

Acerca del Autor

Ana Rubio

Fotógrafa agrícola y redactora en joseantonioarcos.es

Entradas Relacionadas

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *