TOP BANNER EL PLANTEL SEMILLEROS
HEADER Zeraim y Syngenta 2018 728X90
HEADER Zeraim y Syngenta 2018 728X90
Cabecera BASF

La poligénica que cambiará la obtención de variedades

Simposio agricultura 728X90

Semillas Fitó dispone de nuevas variedades de pepino holandés, pero ese no fue el cometido de la jornada de ayer en Roquetas de Mar. La casa obtentora catalana reunía a varios centenares de profesionales en el Poniente almeriense para presentar un nuevo concepto, SmartQ (vídeo), que aspira a establecer un hito en la investigación de esta compañía, ya que su apuesta por un sistema poligénico de trabajo además de suponer una barrera más efectiva frente a plagas y enfermedades también trae consigo otras mejoras relativas a la estructura de planta (entrenudo y tallos laterales más cortos, hojas más pequeñas y oscuras con una orientación más horizontal, flores más pequeñas y un mayor número de ellas por entrenudo, junto a frutos más cortos).

Jornada de pepino SmartQ de Semillas Fitó en Almería.

Resistencia cualitativa (específica) versus cuantitativa (general)

Pero desmenucemos este nuevo concepto. Para ello hay que partir de la estrategia anterior seguida por Fitó, la resistencia cualitativa (específica), capaz de solucionar problemas puntuales, frente a la actual estrategia de resistencia cuantitativa (general) o ‘resistencia de campo’ descrita por el breeder Santiago García. La primera resistencia está controlada por pocos genes (oligogénica) y es recesiva – donde el color de la hoja puede ser verde claro, medio u oscuro – teniendo la desventaja de ser vulnerable a nuevas razas de virus y donde las dos líneas parentales tienen que poseer los genes de resistencia; en cambio el método de ‘resistencia de campo’ (poligénica) parte de cuando una variedad en la práctica demuestra una resistencia natural más alta.

Resistencia de campo: general, cuantitativa u horizontal

Supone una mayor cantidad de genes involucrados (de ahí que sea un sistema poligénico), por lo que es comparativamente más difícil de manejar por lo que requiere de marcadores moleculares.

Es más estable y duradera debido al efecto tampón del sistema poligénico. Puede coexistir con la resistencia vertical y algunas veces es una mezcla de ambos tipos de resistencias variando las proporciones, pero es difícil saber si dentro de una resistencia horizontal (cuantitativa) está presente una resistencia específica (cualitativa).

Santiago García y el investigador Juan José López-Moya.
Santiago García y el investigador Juan José López-Moya.

Presentación de Fco. Javier Rodríguez. Semillas Fitó.
Presentación de Fco. Javier Rodríguez.
Intervención de Germán Victoria, Semillas Fitó.
Intervención de Germán Victoria, Semillas Fitó.

Crecimiento

Las líneas SmartQ poseen un crecimiento compacto: plantas con un índice de crecimiento más lento. Esto se traduce en las características nombradas al principio de este artículo, como son entrenudos cortos, plantas que muestran tallos laterales más cortos, tienen hojas más pequeñas y oscuras, la orientación de las hojas es más horizontal, tienen flores más pequeñas y presentan más flores por entrenudo. Además los frutos son más cortos.

Coloración de la hoja verde oscuro

Ésta es una de las características de una planta SmartQ, lo que significa que estás líneas tienen de media más clorofila en sus hojas que otras variedades. Las líneas SmartQ pueden hacer un mejor uso de la cantidad de luz disponible, lo cual favorece el proceso de asimilación en la planta.

Incluso, cuando se produce una infección por CYSDV, las líneas SmartQ permanecen con sus hojas verdes y más saludables por más tiempo.

Miembros del equipo de Fitó de Murcia ayer en Almería.
Miembros del equipo de Fitó de Murcia ayer en Almería.

Entrada a la finca con SmartQ.
Entrada a la finca con SmartQ.

Equipo técnico y gerencia de MAGAR en la jornada.
Equipo técnico y gerencia de MAGAR en la jornada.

Productores de pepino. Juanjo y su mujer Josefa.
Productores de pepino. Juanjo y su mujer Josefa.

“Incorporar el trait SmartQ (refiriéndose a la característica poligénica) permite cruzar las líneas más avanzadas de nuestro programa (fenotipo homozigoto) con nuestras líneas tradicionales que aportan calidad de fruto a largo de todo el ciclo con el fin de conseguir variedades de planta muy sana y con muy buena calidad de fruto, tanto en caña como en rebrote”, describía Santiago García.

Una nueva estructura de planta

A continuación de la charla de Santiago, intervino su compañero Germán Victoria, cucumber crop advisor, para subrayar que SmartQ aporta una estructura de planta diferente manteniendo la calidad de fruta, habitual en los programas de mejora de Fitó.

“Esta nueva genética ofrece un mejor comportamiento a estrés abiótico ocasionado por temperaturas, humedad, tratamientos… y un menor envejecimiento de planta”, detalló.

Finalmente la jornada se completó con una visita a campo donde se pudo comprobar el distinto comportamiento de un testigo y de variedades tradicionales de Fitó con las nuevas que entran dentro del concepto de SmartQ, entre las cuales hay dos números aún precomerciales, amén de Tejo.

Jornadas de pepino de Semillas Fitó en Almería.

Acerca del Autor

joseantonioarcos

Licenciado en Periodismo por la Universidad de Navarra; licenciado en Ciencias Políticas y Sociología por la Complutense de Madrid, con título de experto en Unión Europea. Periodista especializado en información agrícola.

Entradas Relacionadas

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *